Inicio»Artes Plásticas»El arte popular es la libertaria interpretación que hace el artista de su entorno

El arte popular es la libertaria interpretación que hace el artista de su entorno

68 obras plásticas de artistas populares de todo el país compiten en la IX Bienal de Arte Popular Bárbaro Rivas

7
Compartido
Pinterest URL Google+

“Desde que comencé a manchar fueron saliendo los personajes”, dice Pedro Nolasco sobre su obra; una composición de figuras delgadas y desnudas bañándose en un río de aguas turbulentas. Con este cuadro participa en la IX Bienal de Arte Popular inaugurada el domingo 7 de mayo en el Museo Bárbaro Rivas de Petare.

–Esa obra fue producto de una meditación trascendental que hice como resultado de la misma necesidad; un ayuno, sin querer, prolongado – explica el artista naif y continúa: “Yo como enamorado del arte quise hacerle un Homenaje al amor porque creo que el amor es lo único que nos queda. Como podemos ver en el cuadro, los personajes parecen famélicos y es porque estamos llegando a esos extremos y sentí la necesidad de mostrar el amor con crudeza. El único que lleva algo de ropa es Cupido quién nos da la fuerza para mantenernos en resistencia. Lo que nos salva es que tenemos mucha agua porque es gratis”.

–Yo ando como estoy, buscando vender para poder seguir- expresa el artista popular–  porque si usted saca un cuadro y saca un kilo de caraota; más rápido le dan por el kilo de caraota. Solamente la gente a quién  le gusta llenarse el espíritu , compra un cuadro.  Yo antes era feliz porque caminaba toda San Cristóbal, toda Bolívar y El Tigre y donde quiera, la gente me recibía y si no me daba un refresco, me compraba un cuadro. Hoy en día la cosa es fuerte, sé de muchos artistas que abandonaron. Yo vengo de una parte recóndita del estado Aragua, estoy viviendo en La Villa  y ahora tengo que irme, porque si no me quitan la silla- sonríe a manera de despedida.

_mg_4421

Otra expositora, Palmira Correa está presente en la sala de exhibición poco antes de la inauguración de la muestra.  Refiere que su trabajo está dedicado a un milagro que Dios le hizo. Cuenta que por un problema de salud de niña no caminaba pero en el momento más  terrible de su enfermedad, cuando le iban a amputar un pie, ella se entregó a Dios. Asegura que hoy camina bien .

Sobre su actividad como pintora Correa señala que en más de treinta años nunca dejó de trabajar. “Tengo mi taller aquí en Caracas pero mis cuadros andan por el mundo entero y gané un premio en Turquía y otro en este mismo museo”, dice con orgullo la creadora de Dios, tú me amas y yo a ti.

–¿Por qué su Cristo en azul?

–Eso sale del alma.

–Hay figuras en el cuadro, que se asemejan a tallas de madera…

–Es porque yo también hago tacos. Muchos de los cuadros pequeños  son escenas de mi vida cotidiana y estado de ánimo.

–¿Los ojos de Cristo triangulares?

–En otro cuadro los hice redondos.

palmira-correa-dios-tu-me-amas-y-yo-a-ti-2017
Palmira Corre “Dios tú me amas y yo a ti” (2017) Foto: Gerardo Rojas

Desde el año 2006 no se había realizado la Bienal de Arte Popular en el Museo Bárbaro Rivas de Petare. En esta edición el jurado seleccionó 68 piezas de un conjunto de 216 obras y en la muestra participan como invitados 13 artistas norteamericanos quienes enviaron reproducciones en tela de sus obras realizadas en décadas pasadas y que fueron adquiridas por el Bárbaro Rivas. El veredicto y el catálogo de la Bienal se tendrán en el mes de junio; el evento se realizó con el patrocinio de la Embajada de Los Estados Unidos, la Fundación José Angel Lamas, el Museo Bárbaro Rivas y la Alcaldía de Sucre y  en tal sentido las voceras de cada institución intervinieron en la instalación de la muestra de arte popular.

La presidenta encargada de Fundalamas, Nelly Pittol, dio las palabras de bienvenida al público y dijo: “A pesar  de todas las dificultades que estamos pasando los venezolanos creo que es importante que no dejemos de trabajar. Es decir, el arte puede ser un arte en positivo, puede ser el arte que va a desnudar nuestra realidad pero está allí para expresar, precisamente, los sentimientos del pueblo venezolano”.

_mg_4454
Priscila Hernández Foto: Gerardo Rojas

Acto seguido Priscila Hernández , agregada cultural de la Embajada de los Estados Unidos en Venezuela agradeció la hospitalidad que recibió por parte de los organizadores del evento y expresó que en medio de la crisis que enfrenta Venezuela  y en el criterio de amplios sectores en el mundo entero, lo más importante en una democracia dinámica es la libertad de expresión. “Es fundamental y todos los mensajes que contienen las obras de los artistas que están aquí son importantes y le aportan ideas al debate público. Por eso me siento feliz  de estar con ustedes”, concluyó.

Carmen Sofía Leoni, directora del Museo de Arte Bárbaro Rivas enfatizó que en esa institución conviven los artistas con diferentes credos políticos y señaló: “Nuestro jurado solo se fija en la cualidades plásticas y el esfuerzo que cada artista pone en la ejecución de su obra”. Sobre cómo la crisis afectó la muestra, Leoni destacó que “muchos artistas manifestaron que la escasez de materiales  no le permite tener el nivel de producción que quisieran en sus obras. Otros, han abandonado temporalmente su trabajo artístico para dedicarse a otras labores por dos razones; la merma en la adquisición de sus obras por parte de los interesados y la búsqueda de otros ingresos para su manutención personal y familiar”.

También se refirió a la presentación de las reproducciones de los artistas norteamericanos como un paso hacia adelante en la apertura internacional de la institución, que se inició en la bienal anterior. Aseguró que la confrontación arrojó similitudes en las formas de expresión y eso demuestra que el arte no tiene fronteras. Para finalizar su intervención informó que el museógrafo José Francisco Cantón fue el curador de la Bienal y el ingeniero Horacio Morales el encargado del acondicionamiento de la sede del museo.

_mg_4513
Gabino Matos Foto: Gerardo Rojas

Gabino Matos, docente universitario, conocedor y comunicador en las áreas de arte y cultura, curador de exposiciones y en esta oportunidad es el presidente del jurado de la Bienal de Arte Popular dictó cátedra en materia de arte popular en la tarde soleada y además tuvo a bien darle respuesta a nuestras preguntas y analizó la obra de uno de los expositores para Esfera Cultural.

— Muchos teóricos y muchos investigadores se esfuerzan en tratar de buscar una definición de  qué es lo popular y que no –  comienza Matos y continúa– en este caso mi posición es que más importante que ver esas teorías sobre el arte popular, es simplemente mirar las expresiones populares como una manifestación del espíritu  y  de la voluntad de los artistas que se ramifica y se diversifica en cada  de una estas obras que tenemos aquí. En el conjunto de piezas que forman la exposición podemos distinguir algunos elementos de categoría que nos facilitan la lectura. En primer lugar hay una diversidad temática y una libertad en la interpretación de los temas. Se siguen manejando los temas costumbristas, históricos, religiosos, populares donde el artista tiene absoluta licencia para representar estos temas. De allí que no debemos extrañarnos encontrar a Cristo o al Libertador conversando con una mujer del pueblo en una plaza, por ejemplo, porque esas son las formas cómo el artista popular concibe la escena, o mejor dicho, esa es la lectura libertaria que hace de los temas que le atañen.

–En segundo lugar- señala el conocedor del arte popular –  vemos la diversidad de  materiales. Ya no tiene sentido hablar de materiales artísticos o menos, sino que  ellos se vales de todos esos recursos que le proporciona la tecnología,  los nuevos materiales e  incluso los llamados extra artísticos que son materiales de desecho.

El tercer elemento, que identificó el experto se trata de la lectura que hacen de la cotidianidad. “Cuando recorremos estos espacios vemos que los artistas no solo hacen lecturas de las tradiciones y las costumbres, sino también de elementos políticos y sociales, elementos de la convivencia donde ellos anuncian y denuncian cómo conciben a su comunidad”, apuntó y en tal sentido ilustró cómo los diferentes artistas dan un texto que a su vez explica un determinado contexto o espacio cultural.  “Por eso digo en torno a este punto que todo texto sin contexto es puro pretexto”, indica.

–El cuarto elemento aquí es la relación que hay entre esas obras de arte popular venezolano y las trece obras de artistas estadounidenses invitados. En la lectura del conjunto encontramos una suerte de espíritu de las formas que se cuela en sitios donde la gente no se conoce y no se ha visto nunca. Es una conexión que se produce de manera espontánea.  Por esto hay que leer las obras populares detenidamente porque son textos  donde la miniatura, la referencia, el símbolo y el detalle conforman como un gran catálogo de la venezolanidad desde lo social, político,económico y social cultural, donde junto a los  elementos marinos y zoológicos también se encuentran las auténticas manifestaciones artísticas.

izq-a-derecha-jose-gregorio-sifontes-omira-lugo-y-jon-serl
José Gregorio Sifontes, Omira Lugo y Jhon Serl

Gabino Matos concluye su intervención haciendo énfasis en el valor del arte en los momentos de crisis como la que vivimos en Venezuela y al respecto dice: “El arte sirve para proyectar, para refrescar para anunciar y para denunciar. Este es el momento para recordar aquellas hermosas palabras del filósofo Friedrich Nietzsche : “cuando las cosas están  más oscuras y amargas, afortunadamente tenemos el arte para no morir a causa de la verdad”

–¿Qué cambios se han producido en el arte popular en los últimos treinta o cuarenta años?– le preguntamos al curador.

–Pienso  que todas las manifestaciones artísticas a lo largo del tiempo simplemente van teniendo modificaciones de acuerdo a las nuevas percepciones de los artistas. Cuando Feliciano Carballo, hace un tipo de pintura más bien detallista , lo artistas luego  a medida de lo que van viendo en los medios de comunicación , las revistas, películas  copiando el arte clásico sino que van asumiendo  formas de representación de las imágenes más propias de los tiempos en qué vivimos.

–En el caso de los pintores norteamericanos, ¿qué aspectos descollan?

–La simplicidad. No se puede tomar generalizar porque algunos traen detalles bien particulares  pero sí observo que al igual que en el arte popular nuestro , en el norteamericano se produce el denominado “ horror al vacío” que significa la característica de llenar el cuadro completamente. Los norteamericanos toman elementos  de la ciudad , apartamentos sin paredes ,  las estaciones y se inspiran en postales y en el cambio de las estaciones o en las  costumbres y tradiciones que van desarrollándose en el lugar.

— ¿Cuál es el punto de encuentro entre los artistas de los dos países?

— Una libertaria interpretación de los motivos que representan

leonardo-revilla-magica-historia-de-los-fabuladores-del-color-2017
Leonardo Revilla “Mágica historia de los fabuladores del color” (2017) Foto: Gerardo Rojas

El reconocido comunicador nos complace desglosando para Esfera Cultural una obra de las 68 que participan en el concurso. Es del artista falconiano Leonardo Revilla y se llama Mágica historia de los fabuladores del color. En la misma, el autor  hace un homenaje a los tres grandes íconos del arte popular, Salvador Valero, Feliciano Carballo y Bárbaro Rivas. Pinta sus retratos y los rodea de elementos propios  y también de Falcón que es su lugar de origen, por ejemplo el cerro de Santa Ana. Pero Revilla va más allá y coloca una galería de cuadros pequeños a lo largo del bloque central  y  el profesor Matos aclara:” se desdobla de su manera de pintar para atrapar  el lenguaje  estético que usan otros artistas reconocidos como Elsa Morales,  Cirilo Rodríguez y muchos más.