Inicio»Agenda»GOMA: Primera muestra expositiva reúne 17 artistas

GOMA: Primera muestra expositiva reúne 17 artistas

0
Compartido
Pinterest URL Google+

El domingo 21 de julio de 2019 a las 11 am una plataforma de difusión artística llamada GOMA será lanzada por el proyecto cultural Bestialo Culapsus: Artefactos y Esparcimiento  en la galería GBG Arts de Caracas. El lanzamiento se realizará  con una exposición bajo el título “Gemología Oportuna Minorías Agitadas”, la cual reúne las propuestas de 17 artistas venezolanos de generaciones recientes, con la curaduría de Abraham Araujo y la museografía de Ricardo Báez y Mario Matos.

Orientada a renovar e indagar dentro del espectro actual del arte venezolano, la plataforma GOMA toma en consideración para sus muestras expositivas trabajos de relevancia, alta factura y vigencia que usualmente pasan desapercibidos por el total desconocimiento del público o espacios y galerías públicas/privadas. De esta forma, genera exhibiciones de naturaleza fresca, dinámica y de mutuo provecho para el artista, así como para diversificar la situación actual del arte local, promoviendo el trabajo de creadores venezolanos que residen dentro y fuera del país.

En la exposición “Gemología Oportuna Minorías Agitadas” –con la cual se estrena el proyecto– se incluyen obras de grandes  artistas, quienes descomponen un poco la monotonía del paisaje de los montajes habituales, y configuran, hoy por hoy, el previsible, inconmovible ritmo de lo que se estanca, según escribe Rafael Castillo Zapata en el texto que acompaña la muestra.

El dibujo, la pintura, la escultura, la fotografía, la instalación, la intervención, el video y el collage, entre otros medios y técnicas, se conjugan en esta colectiva bajo el emblema de GOMA, “ahí lo elástico, lo que bota y rebota”, señala Zapata, “un poco al azar y otro poco al aire de una porosidad que acierta, abierta a la contaminación y a los contagios, sin rechazar lo esperpéntico ni lo bizarro, lo conceptual y lo artesanal, lo electrónico y lo manual, lo analógico y lo digital, en amalgamas que se arriesgan dejándose tentar por los bucles incómodos de la revuelta en la memoria de viejas reyertas del arte con el arte y del arte con la política y su mítica”.