Inicio»Artes Plásticas»Los “Diacrónicos coincidentes” retan la memoria con arte

Los “Diacrónicos coincidentes” retan la memoria con arte

Nueve artistas venezolanos exponen su obra en la galería Espacios de The Hotel

2
Compartido
Pinterest URL Google+

La memoria, los colores, los espacios. Más allá de su nacionalidad y su talento, los Diacrónicos coincidentes tienen un escurridizo elemento común que la curadora, Marianella Guevara Zerlin, indagó y convirtió en exposición. Se trata de una muestra amplia de nueve artistas venezolanos de disímiles corrientes y generaciones que a través de sus obras discurren y generan correspondencias que culminan en un cotejo interesante para el espectador.

Rafael Arteaga (1986), Fernando Wamprechts (1959), Miguel von Dangel (1946), Isabel Cisneros (1962), Nadia Benatar(1949), Victor Julio González (1960), Lihie Talmor (1944), Consuelo Méndez (1952) y Luis Noguera (1961) son quienes dan vida a Diacrónicos coincidentes, expuesta en la galería Espacios de The Hotel en El Rosal. Este sábado 28 de enero se inauguró la muestra y Esfera Cultural conversó con cuatro de los artistas, quienes hablaron de su obra, pero también de lo que implica compartir espacio con sus colegas.

Capas de color

Las obras de Rafael Arteaga son llamativas e irreverentes. Para Diacrónicos coincidentes realizó Híbridos que muestra cómo La dama del armiño de Leonardo Da Vinci mira el billete que aquel bebé de la portada del álbum Nevermind de Nirvana, busca bajo el agua. Salen a relucir, también, otras capas floreadas y un sinfín de elementos que en palabras del creador tienen el objeto de exaltar la memoria.

Híbridos está dentro de la serie más reciente de Arteaga denominada Palimpsestos decapados. Esta sucesión está  inspirada en aquellos manuscritos de la antigüedad griega en que filósofos trazaban nuevas ideas sobre escrituras previas, de tal manera que el presente se imponía ante el pasado. “Lo que quedaba debajo representa el olvido”, remarca el artista.

rafael-arteaga

“Esto también pertenece a un proceso que aprendí de la restauración que es el decapado. Vas quitando de la pared las capas superficiales y aparece, abajo, el dibujo original. Yo hago un decapado de íconos. Van apareciendo íconos, tapices y cosas”, relata Arteaga. Su última indagación sobre el tema de la memoria colectiva se unió a los íconos nacionales y enmarcan su obra dentro de la cultura pop. “Me interesa cómo el recuerdo se transforma con cada evocación. Estoy como obsesionado de una buena manera con el tema del recuerdo, del olvido, de la memoria, en cómo sicológicamente se afectan los recuerdos con el tiempo”, sostiene.

"Híbridos" (2016), obra de Rafael Arteaga
“Híbridos” (2016), obra de Rafael Arteaga

Una de las cosas que más le atrae de la exposición es la sorpresa de la diversidad. El hecho de que las obras de artistas de distintas trayectorias, temáticas y técnicas puedan dialogar entre si y que el espectador tenga la oportunidad de pasearse por todas estas materias, que pueda viajar dentro del azar de lo contemporáneo, es para Rafael Arteaga una clara invitación a asistir.

Arteaga ya se impone en galerías nacionales e internacionales, aunque hay quien lo califica todavía de artista emergente por su juventud. Este domingo 29 de enero clausura su exposición individual en la galería Espacio Cero de Bello Monte y próximamente va a exponer en Italia y Suiza. Para noviembre tiene una individual en Espacios, pero asegura que la producción no para. Envía también su obra a salones y ferias a la espera de oportunidades que no tardarán en llegar

Fotoflores

Consuelo Dieguez dibuja compulsivamente y de un tiempo para acá se despertó en ella una pasión por fotografiar escenas y elementos de su cotidianidad que drena en su cuenta en Instagram y su blog de Tumblr. En la exposición presenta un par de dípticos en los cuales se unen estos dos aspectos de su proceso creativo. “Un día caí en cuenta que la estructura de los dibujos se parecía a la de mis fotografías en términos de composición, de color y esto fue un encuentro interesante para mí”, refiere la artista.

"Serie Correspondencia N° 2" (2014), obra de Consuelo Méndez
“Serie Correspondencia N° 2” (2014), obra de Consuelo Méndez

consuelo-mendez

Tanto la fotografía, que en este caso muestra una flor de araganey y una flor del árbol del coco del mono, como los dibujos que las acompañan se perciben hermanadas en sendas impresiones digitales enmarcadadas. La correspondencia entre los elementos de ambas las hace especiales y únicas. No en vano las titula Serie Correspondencias. “Esta relación es para mí un acierto bellísimo porque se abrió una línea de investigación en mi trabajo creativo amplia. Así es como yo me miro”, puntualiza Dieguez.

Sobre la exposición, la artista destaca la variedad. “Son diferentes discursos y diferentes edades, diferentes tiempos que coinciden”,  dice. El hecho de que un joven como Arteaga y un maestro como Von Dangel compartan el espacio, le parece interesante. Junto a Luis Noguera, Dieguez expondrá en la misma galería en los próximos meses.

El trabajo gráfico desentrañado

"Apuntes para un dibujo residual" (2016), obra de Luis Noguera
“Apuntes para un dibujo residual” (2016), obra de Luis Noguera

luis-nogueraLa obra de Luis Noguera salta de la pared aunque sea bidimensional. Los dibujos, que él llama residuales, le sirven para realizar una reflexión íntima sobre el trabajo gráfico que es de donde surge su vena artística. “Es el accionar de imágenes de la memoria con materiales que van quedando de los propios trabajos y material que de alguna manera construyen y reconstruyen un lenguaje”, afirma.

Apuntes para un dibujo residual no se puede leer de forma lineal. “En papel surge este primer dibujo, este primer apunte de la memoria que se da como un paisaje, como una narración del jardín y luego se va fragmentando, repitiendo (…) pasa por tela, pasa por otro fragmento que aparentemente no tiene nada que ver, entra a otra tela hasta llegar finalmente a conformarse la acción de generar un discurso que converse”, aclara sobre su obra.

Para Noguera el proceso es tan importante como los elementos. “Esa imagen tiene que ver con ese proceso donde los espectadores se pierden porque uno está en el taller. Los procesos tienen algo, esa cosa celebradora que me gusta y me interesa que el espectador pueda apreciarlo”, refiere. Tal vez por esa razón, los fragmentos de su obra se unen unos con otros con figuras, escalinatas o trazos que están en la pared que los exhibe. La témpera, roja y azul que usa en las figuras, además, llama la atención y florece.

Detalle de "Apuntes para un dibujo residual" (2016), obra de Luis Noguera
Detalle de “Apuntes para un dibujo residual” (2016), obra de Luis Noguera

El aspecto coincidente de los diacrónicos es para Arteaga la memoria. “Para mí el trabajo del arte es una construcción con la memoria, más cuando se hace fragmento tangible”, indica.

 Tela expresa

Cuando empecé a desprenderme del trabajo de tejido cerámico, decidí ponerme a jugar con el mismo principio de construcción textil pero con otros materiales”, cuenta Isabel Cisneros sobre su obra.  En este caso son  literalmente, telas de diversas gamas con las cuales recrea figuras y obras especiales.

“En el caso de este primer juego ves como una línea de colores que parecen trazos de eso marcadores de colores. Lo concebí como unos rayones y el otro, una combinación de colores no muy amigable de amarillos y marrones, que no me encantan pero como tenía un lote de material así decidí hacer un ejercicio de rayones, listones y por fortuna, también hay dos o tres cierres naranjas”, reviere sobre dos alargadas obras que están en una de las paredes.isabel-cisneros

Cisneros confiesa que en muchos casos crea las piezas a partir del material que consigue. Caso contrario ocurrió con Music Paper. La obra de medidas grandes, hecha de tules blancos y negros que se presentan dobles y sencillos, en líneas y metidos uno dentro del otro, logra un efecto visual que se asemeja al papel y el grafito. “Parece que está dibujado por detrás y por delante y me encanta además la sensación del papel arrugado”, añade la artista.

Detalle de "Mecha" (2014) obra de Isabel Cisneros
Detalle de “Mecha” (2014) obra de Isabel Cisneros